Inicio DESTACADOS Javier Hergueta: “Desde Casa Mediterráneo difundimos una imagen real y moderna del...

Javier Hergueta: “Desde Casa Mediterráneo difundimos una imagen real y moderna del Mediterráneo”

Compartir
Javier Hergueta, director de Casa Mediterráneo
Con tan solo cinco meses como director general de Casa Mediterráneo, Javier Hergueta ha dado un fuerte impulso a las actividades que desarrolla esta institución diplomática desde su sede en Alicante. No hay día en que no haya eventos relacionados con la cultura, la economía o la innovación de los países del Mediterráneo, lo que está atrayendo a un público ávido de conocer otras realidades de boca de sus protagonistas, desde escritores, dramaturgos, cineastas, fotógrafos, bailarines y cantantes, hasta diplomáticos, políticos o economistas.

Su amplia trayectoria no se limita al ámbito diplomático (estuvo destinado en varias embajadas como la de Malta, Budapest, Copenhague, Zagreb, La Habana, la Representación Permanente ante la UE o Belgrado y ha sido embajador en Yemen y en el Congo), sino que ha desempeñado diversos puestos no diplomáticos como coordinador de una OTC de cooperación, director de un Instituto Cervantes o jefe de una misión humanitaria y militar en la Guerra de Yugoslavia.

Con semejante bagaje, una enorme capacidad de trabajo y una actitud positiva, no es de extrañar que Casa Mediterráneo se esté convirtiendo en un referente cultural y económico en la ciudad. En esta entrevista, Javier Hergueta nos desvela los principales objetivos de la institución y sus retos de futuro.

¿Cuáles son los objetivos que persigue Casa Mediterráneo?

Casa Mediterráneo tiene actualmente dos objetivos fundamentales. Uno de ellos es ampliar y difundir el conocimiento mutuo entre España y los diversos países del Mediterráneo, tanto de África como de Europa y no hay que olvidar que existen muchos países europeos que son muy poco conocidos aquí, como los países balcánicos. El otro objetivo se enfoca a difundir la forma de vida mediterránea y dar a conocer una imagen real y moderna de lo que es nuestro Mediterráneo tal y como lo entendemos, que es un espacio, por un lado, muy avanzado de derechos y realidades sociales y, por otro, muy innovador y muy fuerte económicamente.

Este modelo que hemos conseguido alcanzar en el Mediterráneo en España no se corresponde con la imagen ni la realidad del Mediterráneo en general. Por ello, queremos difundirlo y explicarlo para cambiar la imagen y alentar el avance en otros países mediterráneos de derechos y libertades que aquí son naturales. Un claro ejemplo podría ser la igualdad de género, donde España se sitúa como uno de los países más avanzados de nuestro entorno europeo, de hecho hace poco leí que en una estadística publicada con motivo del Día de la Mujer, España figuraba como el quinto país en igualdad en el mundo, por encima de naciones como Francia.

Javier Hergueta: "Desde Casa Mediterráneo difundimos una imagen real y moderna del Mediterráneo" en ACTUALIDAD DESTACADOS
Javier Hergueta

Evidentemente, ése es uno de los mayores retos con el que nos encontramos, porque en el Mediterráneo las diferencias en el tema de la igualdad son tremendas. Hay una zona de Europa donde la igualdad está mucho menos conseguida, sobre todo en la parte oriental, pero si nos vamos al mundo árabe nos encontramos con diferencias muy grandes. En este campo estamos realizando muchas acciones para fomentar esa política de igualdad en otros países. Tenemos, por ejemplo, un proyecto de residencias de escritoras, un programa de directoras de cine del sur del Mediterráneo y varios otros.

Intentamos mostrar nuestro modelo de desarrollo social y compartirlo con otros países con el fin de estimularlo. En la parte económica sucede algo parecido. En España tenemos un modelo de desarrollo muy homogéneo y no hay más que ver una provincia como Alicante, donde existe al mismo tiempo una agricultura, industria o sector de servicios muy potentes. Al tener esta economía tan avanzada e innovadora, nuestra misión es compartir nuestra experiencia con otros países e intentar estimular una colaboración real. Además, es preciso luchar para que la imagen del Mediterráneo cambie, para desterrar tópicos.

Eso es muy importante de cara al norte de Europa para contribuir a la exportación, la inversión, etc. En definitiva, tenemos una mezcla de objetivos que basculan sobre varios ejes, tanto culturales y sociales como económicos y estamos trabajando en ellos.

En cuanto al fomento de la igualdad en otros países, supongo que habrá que hacerlo con mucha diplomacia para evitar que piensen que se trata de una intromisión en su modelo de sociedad y política interna.

Efectivamente, es un asunto complicado. La concepción de la igualdad que tenemos en Occidente no es igual a la que tienen en el mundo islámico o balcánico. De una manera amable y sin interferir, queremos fomentar que se conozca nuestro modelo y alentar el trabajo de las mujeres del sur Mediterráneo en diversos ámbitos y ofrecerles herramientas.

Tras una larga trayectoria en el mundo diplomático, ¿cómo ha sido su llegada como director a Casa Mediterráneo?

Aunque en principio he venido por motivos familiares, la verdad es que trabajar aquí supera todas mis expectativas. He encontrado un personal muy dedicado en la Casa y todo tipo de facilidades por las diversas instituciones alicantinas. También tengo que añadir que aquí la gente es muy eficaz y profesional y es muy fácil organizar actividades.

Hemos conseguido establecer una relación de trabajo muy buena con la Generalitat, la Cámara de Comercio de Alicante, el Ayuntamiento de Alicante, el Ayuntamiento de Benidorm, la Diputación Provincial, la Universidad de Alicante (especialmente con el Instituto de Economía Internacional), el Diario Información, el diario Alicante Plaza, la Asociación de la Prensa de Alicante y muchas otras instituciones, lo que nos permite afrontar proyectos cada vez más grandes e interesantes.

Estamos comprometidos en apoyar y dar una dimensión internacional a varios festivales que se celebran aquí, así: el Festival de Danza Contemporánea, el Festival de Cine de Alicante, el Festival de Cine de Alfaz del Pi o la Muestra de Teatro Español de Autores Contemporáneos. Conforme pase el tiempo iremos ampliando esta colaboración.

Javier Hergueta: "Desde Casa Mediterráneo difundimos una imagen real y moderna del Mediterráneo" en ACTUALIDAD DESTACADOS
Fachada de Casa Mediterráneo

El problema que tenemos es que resulta tan fácil organizar actividades y nos proponen cosas tan interesantes, que nos cuesta decir que no y por eso estamos un poco limitados por la falta de personal, ya que nuestra plantilla es mínima. Por eso, tenemos un método de trabajo que consiste en realizar ciclos de actividades cada mes, lo que nos permite, por un lado, trabajar en colaboración con instituciones de Alicante y, por otro, fidelizar público. De hecho, se nota una afluencia cada vez mayor de asistentes a los actos. Además, hemos llegado a un acuerdo con Vinos de Alicante para ofrecer una copa al público después de cada actividad, lo que permite que el acto sea mucho más sociable y hacer networking.

¿En qué estado se encuentra actualmente la financiación de Casa Mediterráneo?

La financiación sigue siendo íntegramente del Ministerio de Asuntos Exteriores y la Agencia Española de Cooperación Internacional. El resto de socios no aporta dinero, pero dicho esto, personalmente entiendo los problemas que tienen y como tenemos una excelente relación con los miembros del Consorcio, hemos adoptado una fórmula para trabajar y que puedan aportar en cuanto les resulte posible.

¿Cuáles son los nuevos retos de Casa Mediterráneo? 

Por un lado, queremos irnos ampliando a todas las comunidades autónomas del Mediterráneo poco a poco. En este sentido, vamos a ir haciendo actos también fuera de Alicante. Ya hemos empezado a celebrar actividades en Murcia y próximamente en Valencia. También realizamos actividades fuera de España, en países del Mediterráneo, normalmente con nuestras embajadas y el Instituto Cervantes.

Por otro lado, vamos a presentar y ejecutar en los próximos meses un plan de obras para terminar de acondicionar la Estación y disponer de servicios básicos, como oficinas, salas, biblioteca, etc., ya que los que hay son provisionales y no adecuados para trabajar. También vamos a intentar ampliar nuestra plantilla, aunque eso, por el momento es casi imposible.